Cultura,  Mundo

People from Dublin

Al ser proveniente de un país en donde las familias son numerosas y las personas son muy cálidas, mi experiencia con las interacciones humanas en Dublin fue muy buena, pero sin lugar a dudas las dinámicas en Dublin son muy diferentes a las de México.

Al ser una ciudad cosmopolita, llegas a encontrar una amplia paleta de nacionalidades, no sólo europeas, si no de todas partes del mundo; esto debido a que las grandes empresas de tecnología como Google, Facebook y demás, se encuentran concentradas en Irlanda. Aunado a esto la oferta académica es grande, desde los que vienen de ciudades pequeñas dentro de Irlanda, hasta el gran negocio de las escuelas de inglés que atrae a un colosal número de estudiantes de todo el globo.

Unos van y otros vienen

Me decía mi compañera de cuarto antes de irme “Es que Dublín no es una ciudad para encariñarte con las personas, porque ya sabes que se van a ir” y es verdad. En mi curso de inglés cuando un nuevo estudiante llegaba podía ser por una semana o dos, claro que había quienes se quedaban más tiempo, pero si eran Europeos probablemente venían a sólo tomar su curso de inglés y luego regresarse.

Relaciones con fecha de caducidad

No importa que no seas tan sociable, Dublin se encarga de obsequiarte recurso humano para pasar un rato agradable en un bar (pub), restaurant, evento o viaje turístico. Pero eso es sólo momentáneo, porque después de ello te darás cuenta que tu súper amiga o la chica de tus sueños tiene ya tiene su ticket de regreso a su país.

Cuidado con Enamorarte

Había los que encontraban el amor de sus vidas, trabajo o se quedaban hipnotizados por esta Isla Esmeralda que decidían permanecer ahí. Claro que tener una relación amorosa ahí era toda una odisea, bueno si era algo serio, si no, era la ciudad perfecta para experimentar con hombres y mujeres de diferentes nacionalidades.

Tenía un compañero que llevaba un control de las chicas con las que había salido, no repetía si ya había salido con esa nacionalidad. Otra chica que su meta era tener relaciones sexuales con chicos de diferentes países, y otras más conocidas que en realidad querían conocer el amor.

Pero imagínate, encontrarte a aquella pareja potencial que por fin encaja en tu vida y vivir con eso de que él o tú tienen que regresar un día a su país de origen. Claro que le pensarías para involucrarte mucho con el chico o la chica.

Demasiados Emigrantes

Dado que Irlanda brinda la opción de trabajar y estudiar, un gran número de personas arriban a este país. Tan sólo en el grupo de Méxicanos en Dublin se tienen agregados 5,643 miembros. Este número es alimentado por personas que se encuentran ya ahí, que tienen planes de ir o de otras nacionalidades que se unen a este grupo en busca de información. En cuanto existen otros grupos como el de “Acomodaciones en Irlanda” en portugués, en donde la comunidad Brasileña lidera con 23, 332 miembros. De los cuales no todos son brasileños, pero en su mayoría.

Dado a este incremento de personas provenientes de otros países, he leído, escuchado y visto muchos casos de discriminación. La mayor parte de los Irlandeses son amables, pero existen personas, como en todos lados, que realizan algún tipo de acto discriminatorio. Desde casos de Bullying en las calles, golpes físicos, insultos y hasta heridas con armas blancas.

En conclusión

No puedo quejarme de mi experiencia en Irlanda, si tuviera la oportunidad la volvería a repetir sin pensarlo. Aunque los últimos párrafos se lean con un cierto toque de pesimismo, es sólo un contraste con la magia y encanto que encuentras en este lugar. Yo me enamoré de las personas más que de los lugares, claro hay paisajes que te roban el aliento, pero al fin y al cabo yo soy un biofilo antropológico y qué más podría decir.

Les dejo en una gelería el resultado de estar 2 horas en un semáforo observando gente en Dublín.

3 Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *